Desayuno Salvadoreño










Para sorprender con un rico y nutritivo desayuno salvadoreño, les comparto esta receta deliciosa !!


Receta para ocho porciones

Para la tomatada
8 tomates picados
1 cda de cebolla picada
2 cucharadas de aceite
Sal y un poquito de agua

Pones a freir la cebolla, agregas el tomate y dejas que suelte su jugo, agrega sal al gusto y mezcla para que la sal se integre con el tomate. Agrega un poquito de agua y deja hervir hasta que el tomate se haya ablandado o cocido. Apaga el fuego y reserva.

Para los frijoles
5 tazas de frijoles
2 tazas de sopa o caldo de frijoles
1/2 cebolla
1/4 de taza de aceite
Sal al gusto


Sofrie media cebolla en un cuarto de taza de aceite. Deja dorar y retira. Licua esta cebolla con los frijoles y el caldo y agrega al aceite donde doraste la cebolla. Agrega sal al gusto y deja hervir hasta que los frijoles ya no tengan espuma y tengan consistencia firme.

Para los huevos
8 huevos ( 16 huevos si serviras dos huevos por comensal )
Aceite y sal

En una cacerola pequeña pon a calentar el aceite a fuego lento y agrega los huevos cuando el aceite ya esté caliente. Bañalos con el aceite hasta que la yema esté cocida.


Retira y sirve.

Una cucharada de frijoles, una de tomatada, los huevos, queso y dos panes francés.

Acompaña con una taza de café, chocolate o leche.

Buen provecho con tu desayuno guanaco.





.

Receta Salvadoreña de tamales pisques






Esta forma de preparación es típica de Nahuizalco donde tradicionalmente sustituyen a la tortilla. Antes se consumían sobre todo en Semana Santa. Se preparaba con tiempo y se preservaban para guardar los días jueves, viernes y sabado santo, en los que no se cocinaba ni se realizaban tareas domésticas.
Tambien eran un alimento de fiesta para bodemas y bautizos. Ahora son parte de los festivales gastronómicos de la zona como simbolo de nuestra cultura.


Ingredientes
2 libras de maiz
1/2 libra de manteca de cerdo
Consomé de pollo al gusto
Sal y pimienta al gusto
Una pizca de cal
1/2 maleta de hojas





Procedimiento
Cuece el maiz agregándole una pizca de cal; espera a que llegue al punto de tortilla, lávalo y muelelo hasta obtener una masa suave. Mezcla la manteca con la masa y sazona con el consmoé, la sal y pimienta.

Coloca las porciones sobre las hojas ya preparadas ( asadas y limpias). Puedes envolverlas individualmente o hacer un cúmulo de cinco tamales por hoja unos sobre otros.
Colocalos dentro de una olla, sobre una base de hojas de huerta; agrega el agua hasta que quede al ras y tapa con otra capa de hojas. Cocina por una hora y media a fuego lento.